¿Haz esperado con toda emoción las nuevas “promociones” de cada especial de venta pero siempre algo te detiene? Suele pasar, es por eso que a continuación te presentamos unos tips a seguir para que tus compras sean exitosas y no le temas a invertir.

  1. Compra únicamente lo que tienes planeado

¿Por qué compramos algo que no tenemos planeado?

¡No caigas en la trampa de la publicidad! No porque un producto tenga una buena oferta significa que debes comprarlo. 

Muchas veces pensamos que una oferta es irrepetible y queremos aprovecharla a como dé lugar. Toma en cuenta esto, el 52% de las ofertas de los especiales de venta las podemos encontrar en otras épocas del año. 

  1. Compara precios al menos en tres establecimientos diferentes

Muchas tiendas tienen sus catálogos en línea, revísalos antes de salir de casa, si vas a comprar en la tienda física, solo asegúrate de que sea la misma promoción que en internet. 

Si vas a comprar en línea, verifica que no tengas que pagar costos adicionales como el envío, y si es así, que aún obtengas algún descuento.

Puede ser más cómodo comprar en línea, te evitas filas y otras ofertas tentadoras.

  1. Busca descuentos más meses sin intereses.

En México es muy común ver que las tiendas ofrecen meses sin intereses. ¡Así qué chiste!  Se un comprador exigente, solo así nos ofrecerán verdaderas ofertas. Busca lo que necesitas con descuento y a meses sin intereses. Está difícil, pero lo puedes conseguir si comparas (Tip  #2). 

  1. Compra a meses solo aquello que sea durable

Lo recomendable para comprar a meses sin intereses es que sea para bienes duraderos como una televisión, una lavadora, un refrigerador, una estufa, una computadora, un coche, o algo que durará más que la deuda. 

Si vas a pagar tus vacaciones de fin de año que durarán una semana, no tiene caso que las pagues a 18 meses. Por una razón muy evidente, no te gustará estar pagando algo que ya disfrutaste. 

En caso de que pagues a meses para aprovechar una promoción, después puedes pedirle al banco que te cobre de una vez todo en un pago, para que no sea una carga.

  1. Nunca te endeudes con más del 30% de tus ingresos

Hacer una compra en pagos es equivalente a adquirir una deuda, no importa que no debas pagar intereses. Es importante que conozcas cuánto puedes endeudarte. Nosotros te recomendamos que tus pagos a meses no deben exceder el 30% de tus ingresos, esto incluye las deudas que ya tengas.  

Elabora un presupuesto tomando en cuenta tus ingresos mensuales. Suma de tus gastos fijos y variables (renta, energía eléctrica, agua, alimentos, gasto en transporte, etc.), y no olvides apartar algo de dinero para cualquier imprevisto, súmalos y lo que sobra, es lo que puedes usar para endeudarte. 

 

Si deseas conocer más artículos Tech Bar® haz click aquí y sigue informado de lo nuevo en tecnología e innovación.

 

Subscríbete a nuestro newsletter

Las ultimas publicaciones en tu bandeja de entrada cada semana